De pequeña siempre tenía a mano papel y lápiz para dibujar, y siempre he tenido cierta predilección por las libretas, que después me dan pena usar, o las tengo todas empezadas y no se donde he apuntado qué.

Recuerdo que solía hacer libretas con papeles grapados y cuando he visto estas libretas DIY en A Beautiful Mess he vuelto a esa época y creo que voy a hacerme unas cuantas!

Para las tapas utilizan páginas de revistas con fotos, colores o texturas que más le han gustado y para el interior han doblado unas cuantas hojas y las han cosido a la tapa. Como toque final, y para disimular el hilo de la encuadernación, un poquito de washi tape por la parte del “lomo”.

Otra opción, siguiendo el mismo sistema de encuadernación, sería usar cartón de una caja de cereales o de galletas por la parte interior, de color kraft, y así te deja más posibilidades de personalización: con washi tape, con sellos, con un trozo de papel estampado… En esta además han inventado un cierre con un botón (cosido a la tapa) y un poco de hilo para darle la vuelta a la libreta.

Podéis ver el paso a paso en Creme de la craft, un blog que acabo de descubrir y tiene ideas buenísimas!

¿Os animáis a crear vuestras propias libretas para apuntarlo todo?