Se acerca San Juan y con él el inicio del esperadísimo verano, el buen tiempo, las fiestas al aire libre, las horas al sol y los refrescos fresquitos. La noche de San Juan es la más corta del año a causa del solsticio de verano y en muchos sitios (especialmente en la costa mediterranea) se celebra la verbena de San Juan: una noche de alegría, mágica y hasta una noche de brujas…

De pequeña siempre la celebrábamos en casa, encendiendo una hoguera y tirando petardos. Después llegan los años de salir por las discotecas y de odiar los petardos… pero este año me apetece volver a celebrar un San Juan de la forma más tradicional. Y estas son algunas cosas que no pueden faltar:

 Farolillos 

En una cena al aire libre se necesita algo de luz, y unos farolillos de papel son la opción perfecta. Hay muchos tutoriales por internet para hacerlos, a mi me han gustado estos de Flee fly flown:

 Coca de San Juan 

El postre típico de la verbena es la Coca de San Juan, muy popular en Catalunya. Tiene algunas variaciones: de crema, sin crema, con nata, de piñones,… Aquí encontraréis la receta.

 Cocktails ricos y fresquitos 

Un cocktail fresquito será el acompañante perfecto para la Coca de San Juan y los hay para todos los gustos. Nosotros os recomendamos al Blue Lagoon (aquí la receta) o el cocktail de oreo y Baileys (receta aquí) ¡riquísimos!

 Fuego y petardos 

Es tradición encender una hoguera con muebles viejos, y hay varias creencias y leyendas sobre el fuego esa noche. Dicen que las llamas sirven para alejar espíritus malignos, que las cenizas de después curan enfermedades de la piel, o que la hoguera se tiene que saltar tres veces para tener un buen año. También que la pareja que saltaba unida la hoguera conseguía felicidad.

Los petardos son otro de los imprescindibles, tanto para niños como para adultos.

 Música 

En una fiesta no puede faltar la música! Lo mejor es buscar música de «baile de orquesta», esas canciones que nunca escucharías en casa pero cuando las oyes en un ambiente festivo no puedes evitar bailarlas!

 

Y vosotros ¿celebráis la verbena de San Juan?